futbol-emotion

Conociendo a Esteban Cejudo

El restaurante BuleBar Actur nos acogió con los brazos abiertos y nos recibió con un buen plato de arroz, una de sus especialidades, para sentarnos a comer con Esteban Cejudo. El jugador del Fútbol Emotion Zaragoza cumple su segunda temporada en el equipo aragonés y ya es uno de los más destacados de la plantilla. Hoy conocemos su lado más personal.

Comencemos hablando de tus inicios, ¿desde cuándo juegas al fútbol sala?

Todo empezó en el equipo del colegio. Teníamos un equipazo, jugábamos contra los mayores y les ganábamos. Destacábamos mucho y poco tardó en darse cuenta Industrias Santa Coloma. Fichó a 4 o 5 jugadores en categoría alevin, entre los que estaba yo.

¿Por qué elegiste el fútbol sala?

La verdad es que desde pequeño he vivido rodeado de fútbol sala. Santa Coloma es reconocida por mucha gente como la cuna del de este deporte y creo que no se equivocan. Además de que nunca me ha llamado la atención el fútbol.

¿Qué es lo que más te gusta de este deporte?

Creo que es un deporte en el que estás en continua tensión, que en cualquier momento puede pasar de todo y que deja muchos detalles técnicos. En resumen, es un deporte muy atractivo con buen trato de balón y normalmente con muchos goles.

Siendo uno de los máximos goleadores de la liga, ¿Como llevas la presión de ser el que tiene que marcar los goles del equipo?

Creo que salir en la lista de los máximos goleadores no debe significar ningún tipo de presión, al contrario, es un premio al trabajo personal y colectivo. Además que para un futbolista creo que no hay nada más satisfactorio que la sensación de meter un gol.

Vamos a hablar de tu lado personal, ¿qué haces en tu tiempo libre?

Me gusta mucho pasar el rato jugando a la consola, al Fifa y al Fortnite principalmente.

Aprovechando que estamos en el restaurante BuleBar Actur, ¿cuál es tu comida favorita?

La sopa de cocido de mi abuela y la carne rebozada, y aquí, en Bulebar Actur, me quedo con el delicioso risotto de pato.

Cuéntanos los defectos y las virtudes personales que te caractericen.

Mis defectos, soy un maniático del orden y la limpieza y me gusta salirme siempre con la mía. Y mis virtudes son que creo que soy una persona muy sociable y graciosa o divertida.

¿Qué querías ser cuando eras pequeño?

Por suerte quería ser lo que ha día de hoy soy. Estoy viviendo mi sueño de ser futbolista.

Dinos un referente deportivo en tu carrera y un referente en tu vida personal.

Deportivamente mis referentes han sido Wilde y Lin, por cómo eran como personas y por todo lo que he podido aprender de ellos en la pista. Y la referente de mi vida y de mi día a día es, sin duda, mi abuela. Es la persona que ha estado siempre a mi lado.

A nivel deportivo, ¿te queda algún sueño por cumplir?

La verdad que, a día de hoy, lo que más ilusión me haría sería vestir la camiseta de mi país y poder representar a España en alguna competición.

¿Qué supone Zaragoza para ti?

Deportivamente, el club es un histórico y que ha conseguido títulos a nivel nacional.
La ciudad me parece muy bonita, con cultura y con mucha diversidad de ocio. La única pega que tiene es el cierzo.